Nada impedirá que te ame, que seas mío,
si corre por mis venas la pasión.
Somos herederos de sangre,
en muerte y en vida,
somos herederos de un amor

No hay comentarios:

Publicar un comentario